Domingo, 09 de agosto de 2009

Servicios deficientes con ganancias millonarias

HAY MAFIAS EN ISRAEL?

Bernardo Ptasevich            08 09 2009

En mi reciente viaje a Eilat hice escala en la Terminal de ómnibus de Tel Aviv. Decidí como todo buen viajero hacer una pausa para tomar un café y cumplir con la visita obligada a los baños del lugar antes del siguiente interminable tramo que me lleve a destino. Ingrese con mi hija al piso 6 donde esta muy bien señalizado el sitio al que hay que dirigirse a tales efectos. Nos encontramos allí con un viejo molinete de hierro que impide el paso hasta que se deposite un shekel por cada persona que desee usar los servicios. Uno no va a andar haciendo averiguaciones, pidiendo referencias de la empresa administradora del servicio, ni inspecciones previas para saber si va a ser bien atendido. Al fin y al cabo es solo un shekel. Un shekel por miles de personas por día que no tienen mas remedio que hacer sus necesidades sin hacer demasiadas preguntas y que representan una buena recaudación a cambio del servicio recibido. Sorpresa! al entrar y ver los armarios de hierro con sus puertas oxidadas y retorcidas, una señora y un señor tan sucios y desordenados como el sitio que conversaban quien sabe sobre que tema mientras miraban un cepillo de piso y un balde que escuchaban atentamente las historias. El piso del primer tramo de la entrada tenía mugre de meses o quizás de años, pero en fin ahí no se hacen las necesidades así que seguimos viaje hasta los habitáculos, cada uno al sector que le correspondía. En unos segundos nos encontramos de nuevo en la entrada mirándonos sin entender nada y tratando de salir presurosamente por los molinetes hacia al exterior antes de morir intoxicados por el mal olor. Es que el espectáculo de los habitáculos parecía salido de una película del Bronx, o los baños de las cárceles más precarias del mundo ilustradas en películas inolvidables, o una versión aun más tétrica que la de los baños de la estación de trenes de Constitución. Un buen director de cine se moriría de ganas por tener un escenario así para una escena de drogadictos inyectándose, o de matones haciendo su trabajo en el bajo mundo del delito. La orina corría por el piso como si fuera agua enjabonada del balde y la materia fecal pegada en los inodoros y flotando como en las playas infectadas de algunos lugares abandonados. El poco papel higiénico existente nadaba en los pisos como un barquito en medio del mar. Todo esto por solo un shekel por persona. Al salir del molinete un cartelito anunciaba el número de teléfono de los responsables de tan selecto servicio en el que por supuesto no atendieron mi llamado que de todas formas no hubiese servido de mucho. Quienes permiten que alguien cobre todo ese dinero (multiplicado por muchos sitios en los que tienen baños bajo su supervisión) esta cometiendo un delito o por lo menos una falta de control grave. En primer lugar se deben clausurar los baños que se encuentren en esas condiciones ya que son un foco de enfermedades y de contagio. Aunque fueran gratuitos no pueden usarse. Se debe retirar la concesión a la empresa o exigir la refacción y limpieza de los sitios adjudicados a ella en forma inmediata. Cuando comente sobre el tema con varias personas israelíes recibí como respuesta un NO TE METAS, estos negocios son de la mafia.

Recordé entonces viejos tiempos en la Argentina donde esa frase era escuchada con frecuencia y también algunas respuestas que recibí en Israel en ocasiones anteriores. Un amigo latino en busca de su futura actividad se intereso por importar ajo. Cuando inicio las gestiones recibió la misma respuesta: el ajo es un negocio de la mafia. Importar carne, ni hablar, hay un grupo que tiene la manija por el mango y nadie puede meterse en ese negocio. Todos leyeron hace pocos meses sobre el negocio del picadón y la mafia de las botellitas donde ni siquiera se trataba de un shekel por unidad sino centavos pero con lo que se ganaban millones. Hace poco tiempo un ole jadash latino tuvo que abandonar su negocio en las Kraiot presuntamente por no pagar la protección que le habían pedido. En varias ciudades escuche repetidamente que se exige protección a los comerciantes algo que no pude confirmar pero que es vox populi. Estoy seguro que los lectores conocen muchos mas casos ya que ni siquiera he hecho una investigación sobre el tema y estoy mencionando casos que golpean en la cara del ciudadano común todos los días. Como vivo en el Golán (un paraíso dentro de Israel) donde la tranquilidad o el respeto entre los ciudadanos es casi absoluto y donde cuando hay un delito queda en evidencia inmediatamente todo lo descripto anteriormente me asombra y me hace reflexionar sobre este tema. No concibo ser parte de un país donde las mafias determinen como deben vivir los ciudadanos. Que hay que hacer ante esta situación? Debemos mirar hacia otro lado o exigir que las cosas se hagan como corresponde en un país democrático donde hay que cumplir con las leyes que son iguales para todos los ciudadanos? Quienes están haciendo algo para solucionar estos temas? O es quizás que todos estos negocios sucios nacen en los mismos sitios desde donde deberían controlarlos y regularlos? No será que todo nace en los ámbitos de gobierno, en favores políticos y dávidas a cambio de apoyo electoral?

El dinero grande se hace de muchos dineros chicos, por lo cual no se fijen en el precio. Un shekel parece algo insignificante pero multiplicado por la cantidad de personas que acuden por ejemplo a los baños durante los viajes se transforma en un sabroso negocio que produce muchas ganancias sin que cumplan con los servicios requeridos.

Los monopolios, el comportamiento corporativo, los negociados políticos, y las mafias no deben ser parte de la vida de la sociedad israelí porque dañan su tejido social, su moral y la credibilidad en la justicia tan necesaria en un país democrático.

 

El futuro es lo único que se puede cambiar  

 

 

 


Tags: mafias, proteccion, servicios, politica, millones, justicia, gobierno

Publicado por javerim @ 3:36  | ISRAEL la nueva casa
Comentarios (1)  | Enviar
Comentarios
Publicado por JOSAE SALAZAS ROJAR
Lunes, 02 de agosto de 2010 | 16:06

OLA COMO ESTAS SOY JOSE SALAZAS ROJAR SOY VAQERO YO QUEIRO COPLA UN CABALLO