Lunes, 07 de febrero de 2011
La figura de Barak est? lejos de la popularidad que ten?a Shar?nMovimientos profundos en la pol?tica israel?

Autor: Bernardo Ptasevich

para AURORA


En Israel los pol?ticos hacen sus jugadas maestras. Ehud Barak renunci? al Partido Laborista en el que ya no soportaba quedarse. Era muy probable que fuera sustituido en su cargo y por ello decidi? tomar el toro por las astas. ?Estamos formando hoy un movimiento y en el futuro un partido que ser? centrista, sionista y democr?tico?, declaro el Ministro de Defensa. Lo acompa?aron cuatro diputados laboristas: Matan Vilna? (viceministro de Defensa), Shalom Simj?n (ministro de Agricultura), Einat Wilf y Orit Noked.
Con ellos mantiene su acuerdo con el gobierno y ?ste, una fr?gil mayor?a libre de voces moderadas que hagan contrapeso al ala dura de la derecha. Barak apuesta a emular la jugada de Ariel Shar?n a su salida del Likud con la que logr? ganar las elecciones.
Sin embargo su figura est? lejos de la popularidad que ten?a Shar?n ?y su nuevo movimiento no tendr? la fuerza de Kadima salvo que surjan nuevos importantes apoyos que no se vislumbran. El espectro pol?tico israel? cada vez est? m?s fraccionado en peque?os y diferentes grupos con l?deres que por conservar su poder hacen demasiado da?o al pa?s.
En tiendas laboristas parece haber un alivio ya que la renuncia de su presidente permitir? la renovaci?n y un poco de aire fresco para iniciar una recuperaci?n luego de la muy mala performance en las ?ltimas elecciones. De todas formas cuando algo se parte, la suma de nuevos adeptos empezar? desde una base que es la mitad de lo que hab?a con lo cual todos se debilitan. El Ministro de Defensa todav?a no ha mostrado su juego pero est? claro que apunta a mantenerse en el gobierno cueste lo que cueste. Se sabe que ha coordinado su movida con el primer ministro y que este ha manifestado que lo ocurrido favorece al gobierno.
Cree o quiere convencernos de que hay gobierno para rato y supone que hasta los palestinos entender?n el mensaje de que es con ?l y no con otro gobernante m?s moderado con quien tendr?n que llegar a un acuerdo si quieren fundar su Estado. Tendremos una semana movida con cambios y novedades. Tzipi Livni dice que llamar a elecciones es la forma de definir una situaci?n plagada de acuerdos coyunturales que solo apuntan a mantener poder, un poder que la ciudadan?a no decidi? en las urnas.
Desde Kadima ven a un gobierno quebrado que cambia constantemente sin saber a d?nde va y por cual camino transita. El Primer Ministro no quiere dejar ninguna rendija por donde la oposici?n pueda colarse o participar.
El proceso de paz que de todas formas est? detenido por el empecinamiento palestino de obtener las concesiones antes de la negociaci?n seguir? sin renovarse a pesar de las gestiones que se realizan por terceros y ante los constantes cambios de los actores que deben tomar decisiones. Tambi?n en estos temas tenemos que optar entre lo malo o lo menos malo porque lo bueno sigue sin aparecer. Una opci?n nada agradable ni prometedora.

La elecci?n est? entre lo malo y lo menos malo
El jefe de Hezbollah movi? sus piezas de ajedrez y pate? el tablero pol?tico del L?bano haciendo caer al gobierno y dejando al pa?s en una incertidumbre total. ?Es muy probable que sus aliados de Ir?n y Siria as? lo hayan decidido aunque ?l lo hubiese hecho con mucho agrado y sin ninguna presi?n. Aprovech? que el primer ministro estaba de visita en los Estados Unidos y reunido con el presidente Barack Obama, posiblemente en busca de apoyo internacional en momentos que se espera la decisi?n del tribunal internacional respecto a la culpabilidad en el asesinato de su padre.
Hariri tambi?n visito Francia con el mismo motivo y asegura que har? todo lo posible para encontrar una soluci?n mediante el dialogo, algo que no se producir? ya que Nasrallah es intransigente y exige que todas sus exigencias sean aceptadas. En los pr?ximos d?as el presidente liban?s tratar? de formar un nuevo gobierno. Est? consultando a todos los sectores y determinando quien tiene m?s apoyo para lograr mayor?a. El sistema pol?tico del L?bano es muy complejo ya que todos los sectores tienen que estar representados seg?n la ley que rige en ese pa?s. El mandam?s de Hezbollah dijo que no apoyar? a Hariri bajo ning?n concepto, trata de sumar adhesiones, entre ellas la del sector druso con la intenci?n de inclinar la balanza para su lado. Sin embargo es improbable que consiga el apoyo de ese sector a juzgar por las declaraciones que se conocen.
El l?der druso liban?s Walid Jumblatt, en una impagable entrevista para la televisi?n iran? y ante la agresividad del entrevistador acus? a los sirios de varios asesinatos, entre ellos el de su propio padre y el de Rafik Hariri. En sus respuestas prometi? que no se rendir? ante Nashrallah, lo acus? de tener preso a su pa?s por medio de las armas y de ignorar los asesinatos sirios en el L?bano. Seg?n sus dichos solo aceptar? la participaci?n de Hezbollah cuando estos acepten el Estado y dejen de apuntar sobre la cabeza de sus ciudadanos y sus l?deres. Referente a su anterior acuerdo con los sirios, dijo haber pactado con el diablo durante muchos a?os y que le minti? a Siria ante la amenaza real de que estos se apropiaran del L?bano.

Hariri representa a un sector m?s moderado
?En qu? puede afectar a Israel la situaci?n actual del pa?s de los cedros? La situaci?n de inestabilidad pol?tica del pa?s vecino pone tambi?n en peligro la continuidad de la aparente calma existente. El ej?rcito israel? se encuentra en estado de alerta ante la posibilidad de que los terroristas aprovechen este momento de incertidumbre para cometer alguna de sus acciones violentas contra Israel.
Armas no les faltan y ganas tampoco. Saben que la reacci?n ser? muy fuerte pero si no logran imponerse y manejar el L?bano a su antojo poco le importan los da?os que sus actos ocasionen al pueblo liban?s.
Han demostrado hasta el momento un empecinamiento tal por destruir a los jud?os que no miden las consecuencias y la destrucci?n que recibir?n a cambio. Si los israel?es tuvieran que elegir apoyar?an al ex ministro Hariri que de alguna forma representa a un sector algo m?s moderado que el de los terroristas de Hezbollah cuyo l?der ha demostrado poco amor por la vida de los libaneses, aunque mucho por la suya ya que vive escondido en bunkers donde se siente protegido y del que muy pocas veces sale a lugares donde pueda estar expuesto.
La opci?n de un gobierno terrorista en ese pa?s acelerar? los tiempos de un nuevo enfrentamiento a gran escala que de todas formas parece inevitable en el futuro a juzgar por la acumulaci?n de armas que llegan de Siria y de Ir?n y que solo justifica su tenencia para utilizarlas contra el estado jud?o.

?

?

?

?

?


Publicado por javerim @ 20:30  | EDITORIALES DE BERNY
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios